Publicidad
Cultural 2 - Sanse 0: 'Primero exhibirse, después aguantar'

Cultural 2 - Sanse 0: 'Primero exhibirse, después aguantar'

DEPORTES IR

Jesús Coca Aguilera | 20/11/2021 A A
Imprimir
Cultural 2 - Sanse 0: 'Primero exhibirse, después aguantar'
Fútbol / Primera RFEF La Cultural sentencia con un cabezazo de Nahuel y un golazo de un espectacular Obolskii en su mejor primera parte de la campaña y no permite en la segunda ni una oportunidad rival
Una primera parte espectacular, con un dominio total y dos ‘golazos’ fruto de dos extraordinarias jugadas, y una segunda de control, en la que dieron un paso atrás pero concedieron una única oportunidad en todo el partido al rival.

Primero exhibirse, después aguantar. Con esa receta se cocinó la victoria más tranquila de la Cultural en toda la temporada, 2-0 a un Sanse al que empequeñeció hasta el punto de parecer el peor rival que se ha encontrado cuando su trayectoria hasta ahora deja claro que su nivel es mayor.

Sin el lesionado Amelibia ni tampoco el mermado físicamente Galas, Castañeda volvió al centro y cerró un partido sin errores junto al contundente Rodri, que se ha convertido ya en indiscutible. Con Moreno cumpliendo en ese ‘marrón’ que para él es ser lateral pero del que no se le puede quitar porque ha cerrado la autopista que era esa banda; el Empis más sólido defensivamente de la temporada en la izquierda y Gaztañaga subiendo notablemente su nivel con respecto a las últimas citas, el entramado defensivo ‘secó’ por completo al equipo madrileño, convirtiendo a Sotres en un espectador que sólo tuvo que demostrar su buen juego de pies para sacar el balón jugado desde atrás.

La Cultural se adelantó en su primera llegada, en un centro perfecto de Aarón que Nahuel cruzó de cabeza Aunque los de atrás cumplen, los que brillan son los de la zona de arriba. Y cuando aparecieron y se juntaron formaron una combinación letal.

¿Por encima de todos ellos? Obolskii. Se hartó a pelear, volvió loca a una zaga a la que hinchó a tarjetas y a su habitual trabajo oscuro le sumó el iniciar la jugada del primer tanto y el ‘golazo’ increíble con el que firmó el segundo.

Se le dio bien todo a la Cultural, pero también es cierto que las cosas son mucho más sencillas cuando te pones pronto con ventaja en el marcador. Y los leoneses se adelantaron en su primera llegada. Vino a recibir Obolskii y abrió a banda a un Aarón que sigue de dulce, siendo de esos jugadores diferentes que cada vez escasean más, de los que encaran y desbordan, pero empezando a sumarle a ello la regularidad y continuidad que sólo tienen los ‘grandes’ de esas características.

Fue a menos, pero de inicio marcó diferencias en su banda y en esa acción a los nueve minutos colocó un centro perfecto al área, donde un Nahuel que cuajó su mejor partido como jugador de la Cultural conectaba un perfecto cabezazo, picado y cruzado, que entraba pegado al poste derecho haciendo el 1-0.

Justo tras perdonar un mano a mano el Sanse, una jugada entre Cerrajería y Obolskii la definió el ruso tras irse de 3 rivalesSiguió siendo superior y buscando ampliar la renta la escuadra leonesa tras adelantarse, pero a la media hora el Sanse tenía una ocasión que podía haber cambiado el choque.

Porque hacía una pared Llorente y se plantaba ante Sotres, a quien superaba pero con un disparo tan flojo que Gaztañaga llegaba a sacar antes de que se colocara ya ni siquiera despejando, sino controlando el balón.

No acertaba el Sanse y sólo dos minutos después sí lo hacía la Cultural en una gran triangulación entre Cerrajería y Obolskii. Volvió a dar otro aire al centro del campo el jugador vasco, que puede estar mejor o peor, pero debe ser imprescindible porque le da otro aire a esa zona del campo en la que hasta su entrada tantos problemas estaban teniendo los leoneses. Y en ese 2-0 sacó el balón desde atrás, hizo una pared con Obolskii, condujo para volver a ponérsela al ruso hacia adelante y disfrutó de la maravillosa definición del ruso, que se fue conduciendo con el balón pegado al pie de tres rivales y frente al portero definió cruzando el balón.

Vitoria y Solís tuvieron la sentencia. Tras quedarse con 10 el Sanse a 20 para el final no hubo más llegadas Se iba la Cultural con el choque encarrilado al descanso y a punto estaba de sentenciarlo en el arranque de la segunda. La tuvo primero Ander Vitoria, que aguantó bien el balón de espaldas y soltaba a la media vuelta un disparo alto que el meta despejaba con una gran mano a córner. También Rodri, a la salida de ese saque de esquina, pero un tiro que parecía ir dentro daba en el defensor. Y Buenacasa, en una falta que sacaron entre el portero y el larguero. Y la más clara Solís, que perdió por primera vez desde la tercera jornada la titularidad sin hacer méritos en su salida para recuperarla, y que desaprovechaba una gran asistencia de Nahuel que le dejaba solo ante el meta al rematar mal y muy desviado.

No volvió a rozar el tercero la Cultural, porque en contra de lo que se hubiera podido imaginar le vino hasta mal que el Sanse se quedara con diez a 20 minutos para el final. Se ‘autoexpulsó’ Baro con dos golpes a Aarón y Obolskii sin balón en juego, ambos exagerados por los atacantes pero innecesarios; pero contra diez los leoneses dieron un paso atrás y el Sanse ‘amenazó’ ganando metros pero sin convertir eso en peligro.

Cierto es que pudo pecar de conformismo la escuadra culturalista, pero también que la mejoría defensiva es más importante que un resultado más amplio sabiendo los antecedentes. Y que con mejores o peores actuaciones, la Cultural ya suma seis partidos seguidos sin perder y está a sólo dos puntos del ‘playoff’ de ascenso.
Volver arriba
Newsletter