Publicidad
Cultural 2 - Córdoba 1: 'Zambombazo hacia la salvación'

Cultural 2 - Córdoba 1: 'Zambombazo hacia la salvación'

DEPORTES IR

Los jugadores de la Cultural celebran uno de los goles logrados frente al Córdoba. | SAÚL ARÉN Ampliar imagen Los jugadores de la Cultural celebran uno de los goles logrados frente al Córdoba. | SAÚL ARÉN
Jesús Coca Aguilera | 29/04/2018 A A
Imprimir
Cultural 2 - Córdoba 1: 'Zambombazo hacia la salvación'
Segunda División Una genialidad de Buendía y una gran jugada del argentino y Bastos que culminó Rodri lideran el triunfo de una Cultural que coge cuatro puntos de ventaja sobre el descenso
Un Reino de León a rebosar y llevando en volandas a la Cultural. Una tremenda genialidad de Buendía para sacarse de la manga uno de los goles de la temporada, un auténtico zambombazo hacia la salvación. Un ‘jugadón’ espectacular entre el argentino y Bastos que culminó Rodri para romper su sequía. Un gol mal anulado al Córdoba con el 2-0 en el marcador. Y un tanto de Sergi Guardiola a tres minutos de la conclusión para hacer que hasta el pitido final el resultado estuviera en el aire.

Con esos ingredientes se cocinó una de las victorias más importantes de la temporada. Esa fue la receta con la que los leoneses derrotaron 2-1 a un rival directo, dando un paso de gigante hacia una salvación que en sólo un mes ha pasado de verse muy negra a muy cerca.

Y es que, en el mejor momento, los leoneses han igualado su mejor racha de la temporada. Hace cuatro semanas, la permanencia estaba a cuatro puntos. Ahora, ese es el margen que los leoneses tienen con respecto a la salvación. Un tremendo giro de guión completado con una victoria ante un Córdoba al que ganan también el goalaveraje y que se logró con una sensacional actuación coral, en la que todo el mundo aportó y la intensidad y la garra puesta sobre el césped marcó el camino.

Tras 2 ocasiones del Córdoba, Buendía puso el 1-0 que cambió el partido con un tiro a la escuadra desde la frontal Aunque, si el choque tiene un nombre propio, ese es el de Emi Buendía. Si aún quedaba algún tipo de resquemor sobre él, se encargó de eliminarlo con una actuación soberbia en uno de los choques más importantes de la temporada. Se hinchó a correr, mareó a la defensa y fue protagonista en los dos goles leoneses, el primero de los cuales cambió por completo el panorama del partido.

Y es que, de salida, el partido tenía color verdiblanco. Apretaba el Córdoba, que generaba varios saques de esquina y creaba dos buenas ocasiones: una con un disparo de Reyes desde la frontal, tras una jugada de estrategia, que se iba a la izquierda del palo por muy poco; y otra un ‘trallazo’ de Loureiro desde la frontal que Palatsí desviaba por encima del larguero.

Pero, en la primera que tuvo la Cultural, sí que acertó. Fue en un balón que, tras controlar Señé, quedó suelto en la frontal, hacia donde se dirigió Buendía para soltar de primeras un ‘zapatazo’ que se colaba por la escuadra.

Rodri, que acabó expulsado al ver dos amarillas tras ser sustituido, rompió su racha de más de 2 meses sin marcar Lo más difícil estaba hecho. Los leoneses habían abierto la lata y con el marcador a favor sus prestaciones mejoraron notablemente. Empezaron a mover el balón como acostumbran, dejaron de sufrir cerca de su área e incluso estuvieron a punto de poner el 2-0 en el descanso al irse fuera por milímetros un cabezazo de Señé a centro de Ángel.

Por la banda izquierda llegaba esa acción de peligro y por la derecha se produjo la acción del 2-0, dando brillo al colosal partido de los dos laterales. Volvió a estar muy bien Ángel, que ante la difícil misión de suplir al lesionado Víctor se ha marcado sus mejores encuentros con la elástica blanca; y brilló sobremanera Bastos, indiscutible ya por méritos propios en la derecha.

Así, en el minuto 53, Buendía ponía un pase al hueco para la carrera del gallego, a cuyo centro llegaba antes que la defensa Rodri para mandar el balón al fondo de la red. Más de dos meses después, el delantero volvía a marcar. Como en la primera vuelta, se ‘vengaba’ de su ex equipo. Era el premio a una gran actuación, llena de brega y pelea, sobresaliente en el juego de espaldas y en los balones divididos, pero que se vio ensombrecida por una ‘autoexpulsión’ en el tiempo de descuento, al ver dos amarillas una vez había sustituido, que le impedirán jugar en Alcorcón.

Fue cuestión de los nervios finales, porque el partido no estaba ni mucho menos decidido. Y eso que, por momentos, lo parecía, puesto que el Córdoba (que antes del 2-0 había tenido una buena ocasión en las botas de Galán, que solo aunque muy escorado ante Palatsí cruzaba demasiado el balón) no conseguía llegar a la meta rival... hasta los últimos 20 minutos en los que, más por empuje que por juego, fue jugando cada vez más minutos en el área rival.

Guardiola metió en partido en el 87’ a un Córdoba al que le anularon por fuera de juego un gol legal con 2-0 Llegó entonces la jugada de la polémica. Una en la que, esa Cultural tantas veces perjudicada últimamente por el factor arbitral, veía cómo el colegiado le echaba un cable al anular por fuera de juego un legal del Córdoba. En él se plantaba Quintanilla ante el meta y se la picaba a la perfección superándole, pero cuando el balón ya se colaba un compañero llegaba para remachar en la línea, estimando el árbitro que en posición antirreglamentaria y anulando el gol.

No llegaba ahí por tanto el 2-1, pero sí lo hacía a tres minutos para el final No fallaba el ‘tocado’ Guardiola, que salía en el descanso y cambiaba por completo el ataque cordobés, batiendo por bajo a Palatsí en un balón que había quedado suelto dentro del área.

Fue momento de perder tiempo. De que las pulsaciones subieran. De que los nervios volvieran. Y de que la explosión de alegría final fuera aún más sentida. Quedan puntos por sumar para lograr el objetivo. Pero hoy la salvación se ve un poco más cerca.
Volver arriba
Newsletter