Publicidad
Cosechar y guardar el cereal para evitar "malvender lo que tanto cuesta producir"

Cosechar y guardar el cereal para evitar "malvender lo que tanto cuesta producir"

ACTUALIDAD IR

Estos días se lleva ya a cabo la recogida del cereal de invierno, que algunos sindicatos llaman a almacenar. | ICAL Ampliar imagen Estos días se lleva ya a cabo la recogida del cereal de invierno, que algunos sindicatos llaman a almacenar. | ICAL
L.N.C. | 09/07/2020 A A
Imprimir
Cosechar y guardar el cereal para evitar "malvender lo que tanto cuesta producir"
Campo Las organizaciones agrarias piden a los agricultores que no tomen decisiones de la venta de su producción de manera "precipitada"
Con la campaña de recogida del cereal de invierno ya en marcha, las organizaciones agrarias hacen un llamamiento a los agricultores a quienes piden «cautela» a la hora de vender su producción, una decisión que puede resultar «precipitada» teniendo en cuenta que los precios están «artificialmente bajos». Así lo señaló ayer Asaja que prevé que los mercados obligarán a un «reajuste al alza» atendiendo a las cotizaciones europeas e internacionales del mercado de granos. Por ello, alertó de que la comunidad podría dejar de ingresar 200 millones de euros con las «cotizaciones ruinosas» actuales de los agricultores.

En este mismo sentido se ha pronunciado la Unión de Pequeños Agricultores (UPA) de Castilla y León, organización que pide a los agricultores que mantengan «la cabeza fría» y que no se precipiten a la hora de vender para así no perder rentabilidad, es decir, que no «malvendan lo que tanto esfuerzo les ha costado producir». Según trasladó la organización agraria a través de un comunicado, en estos momentos «lo más recomendable parece no vender» y almacenar el grano ante los datos oficiales de déficit que hay de cebada y ante el déficit «histórico» que hay en España de trigo.

UPA recuerda que «las mejores operaciones no suelen hacerse a principios de campaña» además de que España es «uno de los principales consumidores de cereal en el mundo» con 36 millones de toneladas la pasada campaña, lo que lleva a depender de los mercados internacionales. Esta necesidad «choca» con los bajos precios que se están ofreciendo lo que hace presagiar «una estrategia interesada» para «hundir» los precios «por quienes quieren enriquecerse a costa de los productores».

La organización califica la cosecha de cereal en los secanos de Castilla y León como «de las mejores de los últimos años», a lo que hay que sumar la situación de «buenos pastos» de la ganadería extensiva por las precipitaciones de la primavera. Sin embargo, desde UPA se consideró que estas «buenas noticias» no pueden verse «empañadas» por los precios, por lo que incidieron a la hora de recomendar a los agricultores de Castilla y León que no se precipiten a la hora de vender.

Los mismos consejos han transmitido desde Asaja, que ha informado que una vez iniciadas las tareas de recolección han visto «presión» por parte de intermediarios que están «muy interesados en inflar las previsiones y asustar a los agricultores» que necesitan más liquidez, lo que ha llevado a cotizaciones «vergonzosas» que Asaja cifró hasta un 20 % inferiores a lo habitual. Por ese motivo, la organización estimó que vender a los precios que se están ofreciendo actualmente o a los que apuntan los mercados internacionales supondría una diferencia de «unos 15.000 euros para una explotación cerealista media de unas 200 hectáreas».

Si los precios siguen «hundidos» por los acuerdos entre intermediarios para influir en los mercados, cuando gran parte del cereal de Castilla y León «repunte» ya no estará en manos de los agricultores. Por ello, llamó a los profesionales del sector a «planificar correctamente» sus ventas sin provocar «un aluvión de ofertas» en momentos que aprovechan los intermediarios para hacer acopio de grano «barato» y así aumentar sus márgenes comerciales.

La organización recordó que, a pesar de que en la comunidad hay «cierto optimismo» en la cosecha, en grandes zonas productoras de Europa, como Francia, se están haciendo correcciones a la baja. Además, «el año es muy largo» y la ganadería española consume «ingentes cantidades de cereal muy por encima de nuestra producción», lo que lleva a pensar que «no van a sobrar cereales y que los precios necesariamente han de repuntar».
Volver arriba
Newsletter