Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

Casa para la reina

Casa para la reina

CULTURAS IR

Julio Martínez Rodríguez, carpintero y ebanista de larga tradición, llevó sus conocimientos con la madera al mundo de la apicultura. | MAURICIO PEÑA Ampliar imagen Julio Martínez Rodríguez, carpintero y ebanista de larga tradición, llevó sus conocimientos con la madera al mundo de la apicultura. | MAURICIO PEÑA
Fulgencio Fernández | 14/04/2019 A A
Imprimir
Casa para la reina
LNC Domingo Julio Martínez es un reconocido ebanista y carpintero del barrio de San Mamés (JJMR) que un día decidió poner sus habilidades al servicio de la apicultura y así nacieron sus mini-núcleos, "incluso para los balcones de tu casa de ciudad"
Muchas veces ocurre que una idea te ronda en la cabeza pero hace falta un experto en otro campo que te ayude. Por ejemplo, un apicultor —poca gente más entregada a su profesión/pasión— anda buscando algo más ‘sano’ que esas colmenas de forespán o similares que tienen ventajas pero... las comen los ratones, incluso las propias abejas.
Y el apicultor se lo comenta a un carpintero como Julio Martínez Rodríguez, artesano de la madera natural de Casares pero con carpintería en el barrio de San Mamés. Incluso le mete el gusanillo de ese mundo que no conoce en exceso y...

Y ya es una realidad un invento «en madera», claro, con numerosas ventas y facilidades para cualquiera: «Puedes tener unas colmenas en el propio balcón de tu casa, sin ningún problema, de hecho el modelo se llama ‘Colmena de balcón’.

Pero ya es ir demasiado rápido. El nuevo modelo, que ha bautizado como mini-núcleo profesional o baby León, no se encuentra en el mercado; «hemos mirado mucho y creo que es novedad en Europa», señala Julio Martínez, quien explica que el origen está en un cuerpo «en madera» que responda a las necesidades que le trasladan los apicultores: "pero también con las necesidades de las abejas pues un ambiente idóneo y sano es sinónimo de mucha mayor producción". Para ello, añade, «está totalmente aislado del exterior al crearse un micro-clima propio, sin condensación en el interior del núcleo, fabricado con materiales naturales, con los que las abejas están totalmente familiarizadas: madera de pino y acero galvanizado con los ensambles realizados a cola de milano».

- Sería un cuerpo de núcleo, con comedero con tapa excluidora; tres, cinco o diez cuadros desmontables con tapa de madera y con cubierta de galvanizado opcional y suelo de madera ciego o suelo sanitario. Es lo que hemos llamado el núcleo baby.

Todo un mundo «interior» de rejas, celdas, respiraderos, comederos... con el que puedes ir haciendo «adosados», acoplar unidades similares: dos núcleos baby (sería la llamada colmena de balcón) pero se pueden ir añadiendo alzas acoplables, todas las que quieres pues ahí entra la mano del carpintero/ebanista para que esta conjunción se produzca milimétricamente. «El hecho de que puedas tener un núcleo baby o dos, en un balcón, no impide construcciones mucho mayores, que se puede trasladar al lugar que al apicultor le parezca más apropiado y con los acabados que precise.

Una de las características más valoradas por los apicultores para este modelo que ha creado Julio Martínez es, sin duda, «la facilidad para la cría de las reinas, pues se fecunda dentro de la propia colmena y al no necesitar salir a buscar un macho se evitan otros peligros, enfermedades. Está en una celda pequeñita, dentro del propio colmenar con tres salidas con tapa, y se acostumbra a los propios machos antes de salir».

Y en contacto con los propios apicultores siguen trabajando en nuevas mejoras, «aunque creemos que ya es un modelo muy acabado, es lo que nos hacen llegar los comentarios de quienes las utilizan». Pero siempre es posible alguna mejora, por ejemplo con el antirrobo de Diego Nieto, de Seguridad Centinela.

- ¿Ya se comercializa?
- La estamos vendiendo sobre todo en Francia y otras provincias españolas, fundamentalmente gracias al boca a boca de quienes las han tenido, que es la mejor propaganda.
Volver arriba
Newsletter