Publicidad
Antes a Londres y ahora a California

Antes a Londres y ahora a California

ACTUALIDAD IR

Andrea Rodríguez Blanco posa junto a un cuadro con Premios Nobel de Física. Quién sabe si algún día... | L.N.C. Ampliar imagen Andrea Rodríguez Blanco posa junto a un cuadro con Premios Nobel de Física. Quién sabe si algún día... | L.N.C.
Víctor S. Vélez | 04/01/2021 A A
Imprimir
Antes a Londres y ahora a California
Tecnologías La investigadora leonesa Andrea Rodríguez recibe una de las siete becas 'Fulbright' del país y podrá ir a la Universidad de Berkeley a trabajar junto a 'los grandes' de la cuántica
Este jueves una pequeña porción del talento que se esconde en esta provincia tomará un avión con destino a California. Un vuelo que, por suerte y a diferencia de tantos otros, tendrá billete de vuelta. La leonesa Andrea Rodríguez Blanco ha sido una de las siete personas elegidas de toda España para obtener una beca 'Fulbright', cuya filosofía reside precisamente en que los investigadores acudan a universidades norteamericanas para regresar y aplicar lo aprendido en su país.

De este modo, Andrea Rodríguez durante el próximo medio año en la Universidad de California en Berkeley, considerada la mejor universidad pública de todo el planeta, para realizar investigaciones en física cuántica con los mayores expertos en la materia. Esta leonesa de 28 años se encuentra realizado su tesis de información y computación cuántica en la Universidad Complutense de Madrid y la completará con su estancia en California. Allí, bajo la supervisión de la profesora Birgitta Whaley, buscará técnicas más avanzadas para la caracterización, mitigación y corrección de errores originados por ruido ambiente en dispositivos cuánticos de iones atrapados. Trabajos "en la capa base para que sigan trabajando más arriba" y que son necesarios para el desarrollo de las tecnologías cuánticas que prometen revolucionar el mundo.

Andrea Rodríguez tiene 28 años y estudió en el Colegio Marista San José y también en las Discípulas de Jesúss Antes de volar a California, la leonesa ya participó en punteros proyectos de investigación en el University College de Londres y en la Universidad de Sussex. Retrocediendo más en el tiempo, el interés de Andrea Rodríguez por la física en general y por la cuántica en particular comenzó estudiando en la ciudad de León, en las aulas de Discípulas y de Maristas San José. "La idea de las becas 'Fulbright' es ir a aprender a universidades de Estados Unidos y regresar a España para devolver al país lo aprendido. Si cualquier cosa puede ayudar a León a nivel de desarrollo, dentro de lo que este en mi mano, yo encantada", confiesa la joven investigadora.

Andrea Rodríguez continúa así el camino marcado por otros leoneses en la investigación cuántica en Estados Unidos, especialmente Sergio Boixo quien con su equipo de 'Google' alcanzó la llamada 'supremacía cuántica' en octubre de 2019. Sin embargo, hay diferencias. Mientras Boixo trabaja con cúbits, Andrea Rodríguez lo hará con iones atrapados. "Los iones atrapados, son átomos a los que se les arranca un electrón y, al quedar cargados, se usan unas trampas electromagnéticas que los confinan. Un símil mécanico sería una canica colocada en una silla de montar a caballo. La canica tenderá a caer hacia uno de los lados. Pero si se gira la silla a cierta velocidad se consigue que la pelota permanezca sin caerse. Es lo mismo pero con campos electromagnéticos oscilantes", pone como ejemplo la investigadora leonesa en la Universidad de Berkeley.

La estancia de medio año en la mejor universidad pública del mundo permitirá que trabaje con iones atrapados Estos sistemas cuánticos están sometidos a campos electromagnéticos procedentes de dispositivos electrónicos, fluctuaciones térmicas y vibraciones. Andrea Rodríguez buscará monitorizar todo este ruido a tiempo real, lo que servirá para que corregir errores que permitan desarrollar la tecnología cuántica. "Estas técnicas constituyen un eslabón fundamental para poder escalar desde ordenadores cuánticos, a sensores cuánticos y relojes atómicos o incluso para el desarrollo de comunicaciones cuánticas más seguras", explica la investigadora asegurando que estas aplicaciones serán de gran utilidad en la industria leonesa de la ciberseguridad.

El ejemplo más universal para explicar la física cuántica es 'el gato de Schrödinger', un sistema que colapsa al mirarse y que hace que "el gato esté vivo o esté muerto". Desde un punto de vista cuántico, el gato puede estar en ambos estados a la vez. Para ello, según explica la única becaria 'Fulbright' de la comunidad, es necesario "eliminar el ruido para que el sistema no colapse".

Una reducción al lenguaje de los 'mortales'. No obstante, en Berkeley, Andrea Rodríguez tratará de 'tú a tú' con los mayores expertos mundiales en cuántica. Antes en Londres y ahora en California, esta investigadora sigue demostrando el enorme talento que hay en León.
Volver arriba
Newsletter