Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Viernes, 22 de marzo de 2019 Logo
Buscar en la web
Mostrar menú Cerrar menú

Andrés Martínez Trapiello: "Escribo con música porque me ayuda a crear un ambiente"

Andrés Martínez Trapiello: "Escribo con música porque me ayuda a crear un ambiente"

CULTURAS IR

El escritor Andrés Martínez Trapiello presenta este sábado en Villamanín 'La senda de Trapi'. Ampliar imagen El escritor Andrés Martínez Trapiello presenta este sábado en Villamanín 'La senda de Trapi'.
Joaquín Revuelta | 28/05/2016 A A
Imprimir
Andrés Martínez Trapiello: "Escribo con música porque me ayuda a crear un ambiente"
Literatura Debuta en el mundo editorial con el libro de relatos y microrrelatos ‘La senda de Trapi’, que este sábado se presenta en el restaurante Ezequiel de Villamanín junto a otros dos títulos de la colección El Tomillar
El restaurante Ezequiel de Villamanín será este sábado escenario de la presentación de los nuevos libros de la colección El Tomillar, auspiciada por la asociación de antiguos alumnos de los dominicos, entre los que figuran ‘La senda de Trapi’, una selección de relatos y microrrelatos que en su día vieron la luz en el blog personal de Andrés Martínez Trapiello y que ahora adquieren el formato de libro clásico, algo que satisface plenamente a su autor. "Hace ocho años que celebramos un evento de los 50 años del colegio. La sorpresa fue que nos juntamos seiscientos antiguos alumnos llegados de toda España", recuerda Martínez Trapiello. De aquel multitudinario encuentro se creó un blog que tiene dos millones y medio de entradas y que de algún modo sembró el germen de la colección que alberga el primer libro como tal que publica el autor leonés, quien años atrás quedó finalista en un concurso de relatos y esto le animó a seguir escribiendo, un ejercicio que, reconoce, hace para él y sin otro objetivo que su propia satisfacción personal. "Los amigos me decían que esa actitud mía era muy egoísta y me convencieron de que eso que escribía para mí podía interesar a otras personas, por lo que finalmente me animé a crear el blog".

Siempre digo que hago fotos y no fotografías, lo mismo que escribo sin tener en cuenta las críticas Martínez Trapiello confiesa que le abruma publicar un libro en unos tiempos en los que hay tanta oferta informativa y de lectura, tanto en papel como a través de Internet. "El que finalmente ‘La senda de Trapi’ haya visto la luz es culpa de Lalo Mayo, periodista leonés que ha estado ejerciendo profesionalmente en Galicia; de Mariano Estrada, poeta zamorano que desde hace muchos años reside en Alicante, y de la pandilla mía de León, que han sido los que han propiciado que se haya materializado este libro".

Alrededor de nueve años lleva Andrés Martínez Trapiello publicando sus recuerdos, fantasías y comentarios en un ejercicio libre de escritura que no tiene para nada en cuenta la crítica, sea ésta positiva o negativa. "Gracias a mi hijo Andrés también me he aficionado a la fotografía, pero yo siempre digo que hago fotos y no fotografías, lo mismo que escribo sin atenerme a las críticas, del tipo que sean", argumenta este "renacentista en la aldea global", como muy certeramente le ha definido su amigo Javier del Vigo en el prólogo del libro, al que le gusta escribir relatos imaginativos y otros recuerdos, fundamentalmente.

Cuando salgo a caminar, que no a pasear, la que marca el ritmo es la música de los Beatles El relato corto o el microrrelato es una modalidad que, en opinión de Martínez Trapiello, le permite "provocar", en el sentido de que "sea el lector el que dé continuidad a la historia o, si así lo desea, fabrique su propio relato a partir de lo que ha leído", un ejercicio nada fácil como refleja el relato que abre el libro, ‘Un momento’, que empieza diciendo: Un folio en blanco, una pantalla de ordenador vacía, para que te vacíes. Una de las finalidades del blog y pon ende del libro que hoy se presenta en Villamanín es el interés de su autor por trasladar a su entorno más próximo, sus hijos, la realidad de un pasado que en cierto modo les resulta difícil de aceptar. "Aquella sociedad, sobre todo en el ámbito rural, que conocí un poco a través de mis tíos en La Sobarriba, tenía una economía de subsistencia que hoy parece impensable a pesar de no haber transcurrido tantos años. He querido reflejar aquella situación social para que mis hijos, fundamentalmente, sepan que aquello existió".

La política ha formado parte de la trayectoria vital de Andrés Martínez Trapiello, si bien no tiene demasiado reflejo en su primera publicación. "Sí hay un relato en el que reflejo una situación política que la verdad es dura, por decirlo de alguna manera. Va a hacer treinta años que ocurrió. Cuando ahora se habla tanto de pactos, a mí se me propuso, mejor dicho se propuso a mi mujer en aquel momento que utilizara sus armas de mujer para hacer que yo votara en un sentido determinado. Aquello a mí me pareció muy duro y la verdad es que lo he tenido callado durante mucho tiempo. La persona que lo hizo es bastante relevante y conocida en la política a nivel nacional y lo he reflejado en el libro".

La música es parte fundamental en la vida de Andrés Martínez Trapiello, hasta el punto de considerar, sin ánimo de exagerar, que no podría vivir sin ella. "Yo he trabajado hasta con música. Escribo con música, porque me ayuda a crear un ambiente. También me acompaña en esos paseos que me gusta dar por ciertos rincones de la ciudad, aunque cuando salgo a caminar, que no a pasear, la que me marca el ritmo es la música de los Beatles. Espiritualmente la música me llena".

‘La senda de Trapi’ ha animado a su autor a seguir escribiendo y publicando fundamentalmente en su blog. "Si surge la oportunidad de un segundo libro la aprovecharé, pero para escribir tengo que tener una serie de tranquilidades mentales que me inciten a desarrollar esta actividad", concluye.
Volver arriba
Newsletter