Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

Analizar e interpretar

Analizar e interpretar

OPINIóN IR

14/02/2016 A A
Imprimir
Analizar e interpretar
No ha sido un partido especialmente lúcido de la Deportiva. No estaba el campo para florituras, otra vez, pero otra vez a los blanquiazules les ha costado adaptarse a las circunstancias. Dicho esto, en la situación actual, cualquier punto es bueno. Más aún con siete bajas; el mejor defensa, el mejor centrocampista y el mejor delantero, el punto puede ser más importante para la moral del equipo que para la clasificación.

El equipo va con lo puesto. Puede parecer una excusa, pero es la realidad. Y por parte del cuerpo técnico, que recuerde, no ha habido ninguna queja a este respecto. Hay lo que hay y se juega con lo que hay. Hay entrenadores de equipos de más nivel montando pollos estratosféricos por menos bajas y menos importantes.

Hume debutó. Habrá que darle algo de margen. Como ya se le ha dado a muchos otros cuyo rendimiento está muy por debajo de sus expectativas. Dima confirmó su fama de ‘pechofrío’. Su calidad es indudable, porque eso se ve, pero implicación y sangre, muy poquita. A menos que se perciba desde la grada. Otro factor a analizar es que el que intente tirar del carro sea Caiado. No era el mejor partido para las características del portugués, pero ánimo no le faltó. También Pablo intentó echarse el equipo a la espalda en los minutos que jugó pero, por desgracia, los años ya le hacen mella. Si fuera el jugador de hace un par o tres de años…. Esto, por otra parte, no dice nada bueno de los veteranos, que son a los que se debería ver menos preocupados del lucimiento personal y sí del bien del equipo.

Otro factor analizable es por qué, esté quien esté en el banco, el equipo sale con una intensidad bien distinta en la segunda mitad con respecto a la primera. Puede ser que sea algo que se ordene desde el cuerpo técnico, pero no sé, no parece la mejor opción. Lo que está claro es que los primeros minutos de la segunda mitad fueron arrolladores y que el equipo se adelantó en el marcador con un gol legal que le anularon. Porque ese, y este es clave, el factor del arbitraje es uno muy importante a considerar.

Hablar del colegiado parece una excusa de mal pagador, pero lo que viene sufriendo la Deportiva durante algunas semanas raya la prevaricación. En tres jornadas casi consecutivas (Elche, Mallorca y Alcorcón) la Deportiva ha sido objeto de tres penaltis mucho más que claros. Si ya es difícil estar abajo, lo es más sin que te den lo que por derecho te pertenece. Esta semana tres equipos se han quejado de los arbitrajes, Córdoba, Llagostera, Albacete. A la Deportiva ni está ni se la espera en este tipo de manifestaciones.

Quizá hoy el equipo no hizo méritos para llevarse los tres puntos como en Pucela, pero tampoco para irse de vacío y por ello el empate puede ser analizado como satisfactorio analizando el conjunto. Que no todo el mundo llegará a las mismas conclusiones, por supuesto, pero siempre es mejor un punto que nada. Ahora toca otro partido en casa para seguir cogiendo confianza y si se lograra vencer y conseguir cinco de nueve en este tramo tan delicado y con rivales tan complicados, será una señal de crecimiento del equipo
Volver arriba
Newsletter