Cerrar
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.
Cerrar
Iniciales LNC

Editorial

Icono viñeta con el texto Lolo

La Viñeta

Silueta de la escultura La Negrilla

La Negrilla

Carta

A pie de calle

Referentes

BLOGGINGIR

12/08/2017 A A
Imprimir
Referentes
¿A quién te gustaría parecerte? Una pregunta difícil de contestar en los tiempos que corren. Las vacaciones siempre dan de sí para reflexionar sobre determinados asuntos e incluso le da tiempo a uno a plantearse el origen del universo. En esas estaba yo, vuelta y vuelta en una playa, cuando la persona que tenía al lado me preguntó: «¿Si pudieras elegir, a quién te gustaría parecerte?» Y me vino a la mente un recuerdo de mi niñez. Una heladera que se ponía en la plaza de las Palomas con su caseta de franjas amarillas y blancas, y que sacaba medio cuerpo y se asomaba para preguntarle a mi yo de medio metro que qué helado quería. Siempre pensaba que ojalá yo fuera heladera, porque así tendría muchos helados a mano a cualquier hora del día. La preguntita venía a colación de una encuesta que habían hecho en un colegio a adolescentes de 15 a 19 años. Nos sorprendió ver que el mayor referente para todos, tanto chicos como chicas, era Amancio Ortega. Quizá no es tan raro. La clásica máxima del millonario y empresario de éxito. También vemos referentes más realistas y enternecedores como: mi madre, mi padre, un profesor o un policía. Pero voy a lo que más llamó mi atención. La mayor parte de las mujeres tienen como referencia a hombres, y los hombres por supuesto a hombres también. Era de esperar. Aunque también es significativo que las mujeres tienen como referente a su padre y a su madre, y en cambio los chicos sólo mencionan a su padre… Me sigue dando pena que gente de generaciones más pequeñas siga arrastrando ciertos convencionalismos. Y me apena que las mujeres sigamos sin tener referentes femeninas con la suficiente fuerza como para ponerles en primer lugar. Haberlas las hay, eso seguro, pero puede que no te venga su nombre tan fácil a la cabeza como otros más sonados: Futbolistas, empresarios, descubridores, científicos, y un largo etc. de género masculino. SOS, se buscan referentes femeninos.
Volver arriba