Cerrar
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.
Cerrar
Iniciales LNC

Editorial

Icono viñeta con el texto Lolo

La Viñeta

Silueta de la escultura La Negrilla

La Negrilla

Carta

A pie de calle

El acusado del intento de agresión en Cuatrovientos niega los hechos

EL BIERZOIR

El juicio, que se celebró en la Audiencia Provincial quedó visto para sentencia. Ampliar imagen El juicio, que se celebró en la Audiencia Provincial quedó visto para sentencia.
L.N.C. | 11/01/2017 A A
Imprimir
El acusado del intento de agresión en Cuatrovientos niega los hechos
Tribunales El joven no reconoce el ataque y su defensa apunta en el juicio de la Audiencia que la única prueba es la presencia de su coche en el lugar
El joven acusado por el intento de agresión sexual a una mujer en octubre de 2010 en Cuatrovientos alegó en la sesión del juicio celebrado ayer en la Audiencia Provincial de León, que es inocente.

A.L.B., que contaba entonces con 19 años de edad, prestó ayer declaración en la vista en la que insistió en su inocencia y su defensa alegó que únicamente existía una prueba contra él, la presencia de su coche en el lugar de los hechos.

Sin embargo, la acusación y la Fiscalía coincidieron en que las pruebas indican que el acusado atacó a la víctima en la calle Camilo José Cela del barrio ponferradino de Cuatrovientos en la madrugada del 10 de octubre de 2010, intentando meterla en su coche con el propósito de satisfacer sus deseos sexuales.

Él negó la agresión pero reconoció los acontecimientos previos a lo denunciado por la víctima. De este modo, apuntó que pidió fuego para tabaco a dos mujeres en la calle, la víctima y una amiga.

El relato de la mujer denunciante indica que al cabo de unos minutos después de este encuentro, ella se disponía a regresar a su domicilio cuando el acusado se acercó a ella con el coche en el que circulaba, la persiguió, la golpeó y la intentó meter por la fuerza en su coche.

La sesión del juicio contó también con declaraciones de testigos, como el caso de una vecina de la víctima, quien aseguró que la despertaron una serie de gritos en la calle y al asomarse por la ventana vio movimiento entorno a un vehículo, memorizó la matricula y matrícula bajó a la calle a intentar presta ayuda, donde comprobó que se trataba de una vecina.

El letrado del acusado utilizó como argumento de defensa que en ningún momento, ni en ruedas de reconocimiento practicadas por la Policía, la víctima reconoció a su defendido como el agresor.
Volver arriba